Saltar al contenido

Sanatorio de Beelitz

A finales del siglo XIX se creó un gran sanatorio a las afueras de Berlín para todo tipo de enfermedades. Dotado con más de 1200 camas, era uno de los hospitales más grandes de Alemania en su época.

Durante la primera guerra mundial, el sanatorio fue administrado por la Cruz Roja alemana. Aquí se atendieron a más de 15.000 heridos durante el conflicto bélico, entre los que se encontró en 1916 el soldado Adolf Hitler.

CC0Membeth

Durante la segunda guerra mundial la instalación volvió a convertirse en hospital militar. Tras la batalla de Berlín, el ejército rojo tomó posesión del hospital. Hasta la retirada del ejército ruso en 1993, el hospital fue el más grande que tuvo la Unión Soviética fuera de su territorio nacional.

Cómo llegar al sanatorio de Beelitz

Para llegar a las antiguas instalaciones del sanatorio de Beelitz la mejor manera es hacerlo en vehículo privado. Existe también la opción de llegar en tren desde el centro de Berlín con la línea RE7 de trenes regionales hasta la parada Beelitz Heilstätten.

Visitar el sanatorio de Beelitz

Las instalaciones se encuentran abandonadas en la actualidad. El espacio exterior está abierto y no es complicado entrar en diferentes edificios, eso si bajo la propia responsabilidad. Alternativamente también podríamos tomar una visita guiada por las instalaciones para conocer los pormenores del sanatorio.